Los goles los hicieron Maguire y Alli. Enfrentará a Croacia, que eliminó por penales a Rusia.

Inglaterra le ganó 2 a 0 a Suecia y se metió en semifinales del Mundial de Rusia 2018. Los goles de la victoria los hicieron Harry Maguire y Dele Alli; ahora se medirá con Croacia, que después de empatar 2-2 con Rusia la derrotó 4-3 por penales.

El equipo inglés dirigido por Gareth Southgate controló el partido con mucha autoridad. El primer gol fue de pelota parada: el central Maguire le ganó a todos y cabeceó casi en soledad.

Un dato que dice mucho de Inglaterra: de los 11 goles que convirtió en el Mundial, ocho fueron de pelota parada. El campeón del Mundo en 1966 aprovecha al máximo estas situaciones. Hoy lo hizo de nuevo.

Ese gol, convertido a los 29 minutos del primer tiempo, le dio tranquilidad a Inglaterra. Suecia no supo reaccionar a ese revés y las pocas veces que inquietó, chocó contra Jordan Pickford, el buen arquero inglés.